Algunos futbolistas profesionales juegan en casi 80 partidos y viajan más de 100 000 kilómetros cada año para representar su equipo nacional a media que el calendario de partidos se congestiona más con juegos de élite. 

Las autoridades del fútbol compiten por dar a sus ligas o torneos máxima exposición, los jugadores más top se enfrentan a períodos de descanso cada vez más cortos, y algunos obtienen un descanso fuera de temporada de menos de dos semanas, el informe muestra. 

El reporte Al límite: Sobrecarga de trabajo a los jugadores profesionales hombres de Fútbol  - compila estadísticas sobre el horario del partido, el viaje y el tiempo de recuperación de una muestra de 16 jugadores - de Europa, Asia. América y África - quienes juegan en múltiples competencias para su club y su selección. 

El reporte compara los resultados de la sobrecarga de los jugadores en los últimos 12 meses con ciencia médica en salud y capacidad de presentación. Se muestra en el informe, los resultados de una encuesta reciente de más de 500 de los principales jugadores y su calendario de partidos. 

Los datos de los jugadores sobre los últimos 12 meses muestra, por ejemplo:

  • Heung-Min Son (Tottenham Hotspur & South Korea) jugó 78 partidos y viajó más de 110,000 kilómetros para representar a su selección. 
  • Lasse Schone (Ajax & Denmark) tuvo menos de dos semanas de vacaciones entre el Mundial del 2018 y el inicio de la pre-temporada de entrenamiento de su club. 

  • Alisson Becker (Liverpool & Brazil) jugó 72 partidos y viajó 80 000 kilómetros para representar a su selección, sin el beneficio de descanso de mitad de temporada. 

  • Ivan Rakitic (Barcelona & Croatia) jugó cerca de tres cuartos de juegos sin 5 días de descanso como se recomienda para realizar un máximo nivel y evitar lesiones.

  • Sadio Mané (Liverpool & Senegal) jugó en 70 partidos y viajó 100,000 kilómetros para representar a su selección, sin el beneficio de descanso de mitad de temporada.

El reporte de Al límite hace recomendaciones para proteger la salud a largo plazo de los jugadores de élite y salvaguardar la excelencia deportiva en los juegos top. Esas recomendaciones incluyen:

  • Introducción de recesos obligatorios fuera de temporada de 4 semanas y a mitad de temporada obligatoria de descanso de 2 semanas. 

  • Limitar la cantidad de veces por temporada cuando los jugadores tienen consecutivos partidos con menos de los cinco días de recuperación. 

  • Considerar si imponen límites anuales a cada jugador para proteger su salud y rendimiento. 

  • Desarrollar un sistema de alerta temprana para monitorear la carga del partido del jugador y ayudar con planificación anticipada. 

Theo van Seggelen, Secretario General de FIFPRO, dijo: "Si bien hemos sido conscientes de varios años sobre la creciente presión sobre los mejores jugadores, este informe subraya claramente el alcance de la presión de los partidos. 

"Para cumplir con las exigencias del calendario de partidos, se les pide repetidamente a los jugadores que jueguen en su límite, sin suficiente descanso y recuperación. Esto significa que no pueden actuar en su mejor estado y, lo que es peor, que algunos luchan con períodos sostenidos de problemas mentales y tensión física". 

"La investigación científica confirma que la salud de los mejores jugadores está en riesgo debido a la situación actual del congestionado calendario de partidos".

"Esperamos que todas las partes interesadas en el fútbol comiencen a trabajar juntas para establecer salvaguardas que reduzcan la presión, proteger la salud, las carreras y los juegos en sí de aquellos jugadores que representan la élite de fútbol". 

  •